miércoles, 19 de marzo de 2014

PIMIENTOS RELLENOS DE BACALAO

Por esta receta teníamos -y tenemos- auténtica pasión mis hermanas y yo de niñas. Siempre que íbamos a un restaurante y tenían pimientos rellenos ya ni pensábamos en el resto de platos. Cuando aprendí a hacerlos en casa quedé sorprendida porque me resultaron muy fáciles de preparar y se disfruta mucho más comiéndolos.

DSC02543

Ingredientes (para 4 personas):

2 latas de pimientos del piquillo enteros
400 gr de migas de bacalao
1 cebolla
1 diente de ajo
1 cda de harina
500 ml de leche
Aceite de oliva
Sal

Para la salsa:
1 bote pequeño de pimientos en tiras
1 cebolla pequeña
1 diente de ajo
1/2 cda de harina
1 hoja de laurel
Sal
1 vaso de agua

Preparación:

Para preparar la receta 24 horas antes ponemos a desalar las migas de bacalao cambiando el agua 3 o 4 veces. Mejor en el frigorífico para evitar que se estropee el pescado según el calor que tengamos en la cocina. Lo sacamos del agua después de que esté bien desalado y lo secamos con papel de cocina. Lo picamos muy fino con el cuchillo y reservamos.
En una sartén con aceite de oliva ponemos la cebolla y el ajo bien picados y los sofreímos hasta que la cebolla esté transparente. Seguidamente añadimos el bacalao picado y lo rehogamos bien con la cebolla y el ajo hasta que esté hecho. Añadimos la cucharada de harina y dejamos sofreír para que luego no sepa a harina cruda, y vamos añadiendo la leche a poquitos removiendo hasta que quede una pasta más bien espesa pero con una consistencia cremosa ya que al enfriar espesa más. Probamos y rectificamos de sal.
Mientras enfría la masa preparamos la salsa. Para ello ponemos en una sartén con un poco de aceite de oliva la cebolla y el ajo picados. Rehogamos hasta que estén hechos y agregamos los pimientos asados (podemos aprovechar los que se nos han roto al rellenar). Añadimos también la harina y la rehogamos bien. Vamos añadiendo agua y removiendo e irá espesando como cuando hicimos la masa con el bacalao. Damos un hervor hasta que reduzca un poco, añadimos una pizca de sal y trituramos.
Rellenamos los pimientos con ayuda de una cuchara o una manga pastelera hasta llenarlos. Los ponemos en una cazuela con la salsa y damos un pequeño hervor. Servimos.

Una opción es pasar los pimientos una vez rellenados por harina y huevo batido, freírlos y darles un hervor en la salsa. De esta manera quedan también muy ricos, pero la receta que yo he comido toda la vida es la que os presento en primer lugar.

DSC02544

4 comentarios:

Mayra Mancebo dijo...

Apetitosa se ve la presentación que le has hecho, me encanta ,se miran ummmm!!! sabrosos

CHARO dijo...

este relleno que has hecho hoy es un clásico, por lo menos en mi casa. Nos encanta, es un plato que está de vicio

Margarida dijo...

Yo siempre los he comido también con salsa de tomate y me encantan. Un plato con mucho color... y sabor!
Besos

Aurora dijo...

Esos pimientos están diciendo cómeme! http://quehaydecomida-recetas.blogspot.com.es/

Publicar un comentario

Cuéntame que te ha parecido la receta ;)

Related Posts with Thumbnails